El Zinc, un gran oligoelemento

5
Foods Highest in Zinc. Healthy eating. Flat lay

En la nota sobre “Oligoelementos” decíamos que son aquellos minerales que se encuentran en pequeñas (oligo) concentraciones en el organismo, pero que sin embargo son esenciales para su funcionamiento.

Hoy hablaremos del Zinc que junto al Hierro son los elementos en mayor proporción en el cuerpo. Es un ion intracelular por lo que está dentro del cuerpo de la célula, se distribuye por casi todo el organismo, pero en especial lo encontramos en: páncreas, hígado, huesos, músculo esquelético, próstata y en menor proporción en los ojos, piel, cabello, uñas y espermatozoides.

Es un cofactor, un intermediario en numerosas reacciones bioquímicas, pero además forma parte de casi 200 enzimas como las estearasas, peptidasas, fosfatasa alcalina, SOD (superoxido-dismutasa), deshidrogenasas, polimerasas ADN y ARN, etc. Significa que está involucrado en el metabolismo de los hidratos de carbono, de las proteínas, de los ácidos nucleicos, del transporte de oxígeno, etc.

Podemos decir que el Zinc, Cu (cobre) y Se (selenio) intervienen en los procesos más necesarios para poder desarrollarnos, sin ellos las células perderían la integridad (oxidación celular y muerte), no podrían incorporar el oxígeno, no se podrían reproducir, ni eliminar radicales libres.

Cuáles son las fuentes 

naturales de Zinc:

Este elemento se encuentra en mayor medida en los mariscos, luego le siguen las carnes rojas, los lácteos, huevos y cereales integrales (los refinados tienen un 80% menos de zinc). En cambio, los vegetales (con excepción de las leguminosas), frutas, aceites, pescados y dulces no contienen cantidades significativas de Zinc. Además, teniendo en cuenta que las fibras y los fitatos presentes en los vegetales y frutos secos forman complejos y disminuyen su absorción, en una dieta vegetariana se ve muy comprometido este mineral. 

Los vegetarianos y veganos debemos incorporarlo en cápsulas. 

Por otro lado, algunos minerales como el Ca (calcio), el Cu (cobre) y el Cd (cadmio) compiten con la proteína transportadora pueden también disminuir su absorción. Esto se debe tener en cuenta cuando se consumen complejos minerales, cuando el zinc y el calcio están en la misma fórmula, debemos reforzar la dosis de primero.

Lo ideal es combinar solo Zinc y Selenio en una capsula. Usualmente se indica Zinc 15mg, Selenio 100mcg en forma de quelatos.

La dosis de Zinc para un adulto es de 15mg por día, se puede consumir hasta 40mg/día dependiendo de la patología o necesidad metabólica.

Su déficit puede estar relacionado a una pobre ingesta de productos ricos en zinc, mala absorción intestinal o excesiva eliminación por piel (sudor), por orina y por materia fecal. La falta de Zinc provoca perdida del cabello, anorexia, mala cicatrización de las heridas, alteración inmunológica, trastornos visuales como fotofobia. Algunos estudios relacionan la homeostasis del Zinc con el Parkinson y el Alzheimer.

Para concluir, podemos decir 

que el zinc interviene en:

• La cicatrización y regeneración celular.

• Forma parte del sistema inmunológico de nuestro organismo, ayuda a hacer frente a gran cantidad de virus, en especial los relacionados con la gripe y el Covid. Las cápsulas de Zinc deberían consumirse durante el invierno como preventivo de resfriados y además se comprobó que indicarlo durante el curso de la enfermedad disminuye mucho los síntomas de la gripe y acorta los días de postración. Cápsulas de Zinc 15mg.

• Mejora el desarrollo y crecimiento de los huesos en niños incluso se indica durante el embarazo.

• En prostatitis, inflamación prostática, se combina en capsulas el Zinc con Serenoa repens (Sabal serrulata), Urtica urens y Pygium africanus.

• Integra la molécula de gran cantidad de enzimas por lo que es sumamente necesario en el metabolismo de las proteínas, grasas e hidratos de carbono.

• Mejora el crecimiento de las uñas, la piel y el cabello, se elaboran capsulas con Cistina, Metionina, Gelatina, Zinc y Biotina (vit H).

Si bien su margen de seguridad (relación entre dosis tóxica y recomendada) es alto, su déficit es tan malo como el exceso, en este caso puede presentarse en forma de diarreas, vómitos, náuseas, alteraciones en la piel, pero los síntomas desaparecen a los pocos días de disminuir o suspender la ingesta.

Como siempre, «ante cualquier duda consulte con su médico y/o farmacéutico de confianza”<

 Farm. Dra. Miriam Noemí Bruno

DT Farmacia Homeopática Libertad

farmacialibertad0@gmail.com

Bibliografía: Formation en oligothérapie. Michel Deville.  C. Rubio, D. González Weller, R. E. Martín-Izquierdo, C. Revert, I. Rodríguez y A. Hardisson (Área de Toxicología. Universidad de La Laguna. España).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here