El amor es la espada…

0

Ser humano de por sí es complicado. Ya sea corriendo delante del león o detrás del mamut, temiendo a dioses vengativos o vislumbrando paraísos a través de esos agujeritos en el cielo nocturno, la humanidad siempre ha vivido a los saltos, estresada. No es un invento de la vida posmoderna el egoísmo, la traición ni mucho menos la vanidad. Más de lo mismo, somos.

Pero hay un arma, como lo menciona el título, y es el amor. Trillado o no, siempre resulta. Mirar con empatía, “tratar al otro como nos gustaría que nos traten” como dice el texto de charlas metafísicas que seleccionamos para este mes. La vida es lucha, y el amor es entonces la espada. ¿Y el humor? Díganme si no es lo que nos permite seguir existiendo como humanidad. Es lo que nos diferencia como especie. ¿Qué sería de nosotros sin reírnos, sin poder darle un giro a la desgracia? El ingenio, la chispa, la risa que se escapa y mágicamente, como por arte de… risa, el dolor se desvanece, aunque sea un poco. Nuestros cuerpos físico mental y emocional descansan en una carcajada. 

“El amor es la espada y el humor el escudo”, me contó un amigo que se lo decía su abuela y que él se lo tatuó en el alma.

Invitados están entonces al disfrute de estas páginas, con notas que se la juegan, ya que de tibios

Cecilia Andrada – Directora

Artículo anteriorAvellana, Nuez pecan y Castaña de Pará:  frutos secos para no olvidar 
Artículo siguienteLa manera de crecer

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí