Lucha mundial antitabaco

1

El tabaquismo es considerado hoy uno de los factores de riesgo más importantes para un sin número de enfermedades y desequilibrios de salud, el más conocido y nombrado por su incidencia directa es el cáncer en general, pero fundamentalmente cáncer de pulmón tanto en hombres como en mujeres. 

El tabaquismo tiene incidencia en cáncer de estómago, cáncer de esófago, cáncer de piel, piel alrededor de los labios y de la boca, factores para tener en cuenta en las campañas contra el tabaquismo. 

Es factor de riesgo fundamental en enfermedades cerebro vasculares, por lo tanto, tiene incidencia en los accidentes cerebro vasculares; en ACV tanto isquémicos como hemorrágicos.

El tabaquismo contribuye a acelerar los procesos de ateromatosis (proceso inflamatorio multifactorial que afecta la pared de las arterias, tiene una larga evolución exenta de clínica, y se manifiesta en estadios muy evolucionados provocando un evento cardiovascular), aterosclerosis en general (es la acumulación de grasas, colesterol y otras sustancias dentro de las arterias y sobre sus paredes. Esta acumulación se llama placa. La placa puede provocar el estrechamiento de las arterias, obstruyendo el flujo sanguíneo. La placa también puede reventar, formando un coágulo de sangre), infartos cardíacos y cardiopatías isquémicas en general (se producen cuando las arterias que suministran sangre al músculo del corazón se obstruyen, de manera parcial o completa, por lo que no le llega el flujo sanguíneo), a las vasculopatías periféricas arteriales (la persona que tiene problemas circulatorios periféricos de origen arterial en los miembros inferiores que pueden terminar incluso en amputaciones). 

Cuando el hábito de fumar coexiste con personas con sobrepeso y obesidad, personas con diabetes mellitus, no bien regulada, cuando coincide con personas con dislipidemia (colesterol o triglicéridos altos), cuando coincide con personas que son sedentarias (que no realizan actividad física), el tabaquismo está sindicado como uno de los factores de riesgo más importantes para enfermedades cerebro vasculares cardiovasculares y un sinnúmero de cáncer en general.

El humo del tabaco contribuye a aumentar los niveles de contaminación del aire y contiene tres tipos de gases de efecto invernadero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here