Expresa tu verdad – SATYA

31

Ser auténticos.

Hoy te voy a hablar de SATYA, el segundo de los YAMAS (principios éticos descriptos por el sabio Patanjali en los Yoga Sutras). Satya nos habla de ser lo que somos, de estar en sintonía con el Ser.

Ser coherentes, algo que a veces lo tenemos olvidado, vamos por la vida sintiendo, pensando y haciendo cosas diferentes.

Expresar al mundo tus verdaderos talentos, tu propósito real en este tránsito terrenal.

Satya habla de la HONESTIDAD y si sos honesto con vos mismo, lo sos con el mundo, de una manera asertiva, sin herir, con amorosidad.

¡Todo camino de evolución comienza en forma personal y de ahí se expande, crece y se comparte!

Tu afirmación para este Yama podría ser: “Conócete a ti mismo y expresa tu verdad”.

Satya también lo relaciono con nuestro QUINTO chakra o centro energético, de la comunicación y la escucha.

Expresar tu verdad tiene mucho que ver con aprender a observarte, a escucharte profundamente y de corazón, para luego conectar con eso que sentís y esto mismo con un otro.

Muchas veces -y lo vemos a diario- no escuchamos, no nos comunicamos, simplemente difundimos, no hay interacción genuina, porque para ello primero ¡debe existir la escucha!

El poder de la palabra, de la forma que sea expresada, es muy potente, y es por esta razón que te invito a estar atento/a a cómo te expresas.

El silencio es el paraíso y el descanso profundo de las palabras y tiene una vibración tan potente que está bueno que todos los días CONECTEMOS AL MENOS 5 minutos con el silencio.

¡Allí, en ese espacio sagrado todo se clarifica, todo acontece de una manera orgánica y fluida!

El silencio te permite ir hacia las profundidades del ser y ponerte en contacto con esa VERDAD.

Hoy te propongo una práctica simple:

Lleva tu mano al corazón y pregúntate qué sientes ahora mismo?

¿Qué quieres? Desde la más profunda sinceridad…estás siendo honesto/a conmigo mismo? ¿Cómo estás viviendo la vida?

Luego frota tus manos y llévalas a la zona de la garganta… y observa que ocurre…

¿Hay algo que registras que quieres comunicar y no puedes? ¿Hay algo que sientas que no pudiste asimilar, alguna incomodidad que ha quedado estancada?

Luego vuelve a frotarlas suavemente y llévalas a tus oídos y pregúntate: hay algo que no puedo/quiero escuchar? ¿Hay algo que me generó cierta incomodidad al escucharlo?

Simplemente observa las respuestas, el cuerpo siempre te ofrece información, de cómo estás, de cómo te sientes.

Conecta con tu corazón, con tus sentires, con tu VERDAD. Honra cada latido, encuéntrate con tu mar, con tu océano y CONFÍA en tu niño, en tu semilla, en tu huella que has venido a plasmar en el mundo.

Namasté

Flor Rapisardi
Periodista. Consultora en Bienestar & Comunicación Consciente focalizada en técnicas de relajación para abordar el estrés y la ansiedad.

frencuentrosdebienestar@gmail.com
florrapisardi.wixsite.com/flowrapisardi

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here